14/08/2022 - Edición Nº1348

Internacional | 27 jun 2022

ANÁLISIS

Crisis en Ecuador: siguen las protestas y se debate la destitución del presidente Lasso

La crisis en Ecuador muestra un nuevo fracaso de los proyectos neoliberales en la región. Tras quince días de movilizaciones, las manifestaciones no cesan y el gobierno parece estar cada vez más solo. En las calles la tensión aumenta y en la Asamblea Nacional se debate la destitución posible destitución de Guillermo Lasso. Opina: Lido Iacomini, analista político.


Por: Héctor Bernardo

 

Tras 15 días de protestas y represión, continua el paro nacional en Ecuador convocado por la Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (CONAIE). “El Gobierno siempre ha tenido en sus manos dar respuesta a los 10 puntos de agenda pero no tiene la voluntad política para dialogar y resolver”, aseguraron desde la CONAIE  y remarcaron: “Nuestra lucha no cesa, ni tampoco el derecho a la resistencia y la protesta sigue vigente, pese a las amenazas de criminalizarnos y perseguirnos seguimos firmes en nuestra convicción para que en Ecuador la vida digna no sea privilegio de unos pocos”

En el marco de las protestas y la represión la Asamblea Nacional debate sobre el pedido de destitución del presidente Guillermo Lasso, propuesto por la bancada de Unión Por la Esperanza (Unes).

Para entender el marco del conflicto, Revista 2016 dialogó con el analista político Lido Iacomini, quien remarcó que “una cosa notable, para quienes analizamos estos temas, es el fuerte contraste en el curso general de los acontecimientos de gran parte de los países latinoamericanos y lo que sucede en Ecuador. Allí, un gobierno de carácter neoliberal trata de afirmarse sobre la nada, porque es un gobierno seriamente cuestionado, cada vez con menos apoyo, pero dispuesto a mantener posiciones. En esto creo que hay una injerencia fuerte de las clases dominantes ecuatorianas y la de Estados Unidos que busca no ceder en las últimas posiciones fuertes que le quedan en la región luego de la elección en Colombia donde tuvieron que aceptar un triunfo como el de Petro, los resultados en Chile, con el triunfo de Gabriel Boric, la posibilidad de que en Brasil gane Lula da Silva. Van quedando muy pocos países de signo neoliberal en el continente, y Ecuador es uno de ellos”.

“Llama la atención que, más allá del movimiento de los pueblos originarios, claramente enfrentados a este gobierno, surgieron algunas voces del plano militar. No está claro qué pasa en las Fuerzas Armadas ecuatorianas que tiene un pasada complicado y contradictorio también”, aseguró.

Iacomini sostuvo que “es de esperar que semejante movilización popular y dureza del enfrentamiento social que está plateado, también provoque fuertes resonancias en otras esferas de la sociedad ecuatorianas, entre ellas quienes tienen una parte importante del poder”.

“Lo que está en cuestión en este momento en Ecuador, en especial por cómo se paró el presidente Lasso, es el tema del poder. Las declaraciones que hizo el ministro del Interior son muy duras, amenazó directamente con seguir reprimiendo y con aplicar ‘medidas progresivas’. ¿Qué significa eso? ¿Más dureza de la que ya han mostrado para poder contener al movimiento indígena? Evidentemente es un discurso que está dirigido a amenazar y atemorizar a sectores de la población que hasta ahora no ha mostrado temor porque parece un movimiento de carácter incontenible”, concluyó el analista.

[Los 10 puntos del reclamo de la CONAIE]

1 - “Reducción y no más subida del precio de los combustibles. Congelar el diésel a USD 1,50 y la gasolina extra y ecopaís a USD 2,10, derogar los decretos 1158, 1183, 1054, y entrar en el proceso de focalización a los sectores que necesitan subsidio: agricultores, campesinos, transportistas, pescadores…

2 - Alivio económico para más de 4 millones de familias con la moratoria de mínimo un año y renegociación de las deudas con reducción de las tasas de interés en el sistema financiero (bancos públicos, privados y cooperativas). No al embargo de los bienes como casas, terrenos y vehículos por falta de pago.

3 - Precios justos en los productos del campo: leche, arroz, banano, cebollas, abonos, papas, choclos, tomate y más; no al cobro de regalías en las flores. Para que millones de campesinos, pequeños y medianos productores puedan tener garantía de sustentación y continúen produciendo.

4 - Empleo y derechos laborales. Políticas e inversión pública para frenar la precarización laboral y asegurar el sostenimiento de la economía popular. Exigir el pago de las deudas al IESS.

5 - Moratoria a la ampliación de la frontera extractiva minera/petrolera, auditoría y reparación integral por los impactos socioambientales. Para la protección de los territorios, fuentes de agua y ecosistemas frágiles. Derogatoria de los Decretos 95 y 151.

6 - Respeto a los 21 derechos colectivos: Educación Intercultural Bilingüe, justicia indígena, consulta previa, libre e informada, organización y autodeterminación de pueblos indígenas.

7 - Alto a la privatización de los sectores estratégicos, patrimonio de los ecuatorianos/as. (Banco del Pacífico, hidroeléctricas, IESS, CNT, carreteras, salud, entre otras.

8 - Políticas de control de precios y la especulación en el mercado de los productos de primera necesidad, que hacen los intermediarios y abuso de precios en los productos industrializados en las cadenas de supermercados.

9 - Salud y educación. Presupuesto urgente frente al desabastecimiento de los hospitales por falta de medicinas y personal. Garantizar el acceso de la juventud a la educación superior y mejoramiento de la infraestructura en escuelas, colegios y universidades.

10 - Seguridad, protección y generación de políticas públicas efectivas para frenar la ola de violencia, sicariato, delincuencia, narcotráfico, secuestro y crimen organizado que mantiene en zozobra al Ecuador.

 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias